La Gemoterapia, su utilidad y los Chakras

El poder energético de los cristales es muy grande. Son increíbles transmisores de energía, cuyo potencial debe ser tratado con el máximo cuidado.

El uso de cristales ya se constata en las antiguas culturas egipcias, fenicios, celtas e indios chamanes entre otros; sin embargo, hoy en día la ciencia está comprobando la utilidad y funcionamiento de los cristales como transmisores y receptores muy precisos y exactos, de hecho, se utilizan en aparatos sofisticados de electrónica, satélites, naves espaciales, y muchos más.

Al utilizar cristales para curación, se trabaja con los sistemas que alimentan los niveles celulares o moleculares del cuerpo humano.

Los cuarzos tienen efectos poderosos para corregir los patrones de energía de nuestro organismo y nos ayudan a sanar molestias o enfermedades.

Los cristales trabajan con las energías sutiles o etéricas movilizando la energía estancada, al mismo tiempo que estabiliza los niveles de conciencia, por lo que se está efectuando curación con energía pura.

Los cristales de cuarzo actúan como transformadores y amplificadores de energía, equilibrando y re-energizando los sistemas biológicos desde su nivel celular, por medio de vibraciones oscilantes.

Comentarios

Comentarios